Paciencia y violencia

“En todos los asuntos de la vida es preciso tener en cuenta la paciencia. Se suele decir que la violencia es la única norma de la existencia. Sin embargo, conviene pensar tres veces las cosas antes de hacerlas y tratar de arrancar del alma el orgullo y la ira. Como viene afirmándose desde hace muchísimo tiempo, los hombres respetables son los más pacíficos, y los más sabios siempre andan pensando en hacer el bien. Ésta es una verdad que durará tanto como el tiempo. Es sabido que el hombre fuerte siempre termina enfrentándose a otro más fuerte que él, que, a su vez, acabará sus días a manos de un tercero.”

Pasaje de Viaje al Oeste. Las aventuras del Rey Mono

Anónimo

Es posible que este material esté protegido por derechos de autor.

Anuncios

¿Cómo puedo perdonarme a mi mismo de los errores que he cometido en mi vida?

Aparecido en Quora.

Desde un punto de vista muy pragmático y bastante absurdo: perdónate porque lo hecho, hecho está, no hay vuelta atrás y culparte no te ayuda a hacerlo mejor de ahora en adelante sino de hecho, todo lo contrario. Es una carga que te dificulta sacar lo mejor de ti mismo. Digo absurdo porque creo que esto ya los sabes y el problema no está en eso. Así que a ver si te puedo ofrecer algo más.

A un nivel muy abstracto, los errores no existen. Para considerar algo un error, tenemos que haberlo comparado con algo que sería “actuar bien”. Es decir, los errores nacen del juicio, de la evaluación de la situación a partir de un estándar ideal. Sin embargo la vida es. La vida sucede y vive. La existencia y la vida no se preocupan de cómo deberían ser, son y punto. O sea que el error es una “invención” subjetiva humana. Así que como tal basta con que lo descartes, pues sólo está en tu cabeza. Lo que sea que hicieras, fue parte de tu vida (y lo sigue siendo), no es un error, no estuvo mal. Fue la vida haciendo lo que hace la vida: cosas, situaciones, experiencias. Y desde aquí voy a entrar en algo un poco más concreto, que espero que te ayude:

Yo estoy convencido, al 100%, en todos los casos y con todo el mundo, que SIEMPRE HACEMOS LO MEJOR QUE PODEMOS, desde nuestra forma de entender el mundo, nuestras capacidades y nuestros miedos. TODOS nosotros, SIEMPRE. Lo repito porque es importante. Y puede ser que a posteriori, con otra perspectiva, miremos al pasado y nos digamos “eso fue un error, eso lo he hecho mal” y creo que es una afirmación injusta. Eso que hicimos lo hicimos lo mejor que supimos/pudimos y de hecho gracias a eso (como parte de nuestra experiencia vital) tenemos una perspectiva diferente que nos permite entender las cosas de otra manera y nos habilita para elegir de otra forma (la prueba es que ahora opinamos que la mejor elección hubiera sido otra, por eso lo llamamos error). Y aquí el quid de la cuestión: esa experiencia no está ahí para que miremos al pasado, lo lamentemos y nos echemos la culpa, sino para hacernos más valientes y más sabios y en adelante tomar otras decisiones con las que estemos más satisfechos y que saquen nuestro lado más magnífico y más valiente.

En conclusión: lo que consideramos errores no pueden serlo, pues la vida no sabe de juicios ni comparaciones. Lo que sucede, sucede (es decir, está perfecto). Y si en el aprendizaje que vamos adquiriendo a través de la vida, adquirimos una visión de nuestros actos diferente, usémosla para elegir “mejor” la próxima vez, para elegir desde un lugar de más valor y sabiduría. No usemos el error para quitarnos la fuerza con la culpa sino para dárnosla con la experiencia.

PS: la parte en mayúsculas es importante porque el perdón se adquiere a través de la comprensión de que no hubo intención de obrar, pensar, hablar, mal. Hubo alguien que no supo/pudo hacerlo mejor (probablemente porque tenía miedo, estaba cansado… no estaba en su mejor día). ¿Ese alguien fuiste tú? Pues tú sabes mejor que nadie que en efecto así era. Que eres bueno. ¡Ánimo!

PS2: me estoy dando cuenta de que esta respuesta está muy en la línea de lo dicho en “Conversaciones con Dios I”, así que si te gusta este post, te recomiendo el libro.

PS3: puede ayudar también con los errores buscar formas de aportar beneficios que “compensen” de alguna forma el “daño”. No siempre se puede devolver la realidad a como estaba pero nos quita un peso ayudar a las personas afectadas. La ayuda y el servicio son buenas para combatir la culpa. Creo que porque generan agradecimiento y alegría en los demás, lo cual nos facilita creernos que en el fondo somos buenos.

Lulumineuse

Quiero compartir un post sacado de otra página web. Está en francés y hago la traducción a continuación.

Resté ‘sage’ c’est ce que j’entends. Je vois un animal, une lionne. C’est une jeune lionne et elle est un peu sur la défensive. Je vois une main qui s’approche doucement pour tenter de la caresser. Doucement, doucement… je vois que la lionne prend cela comme une intrusion. La main disparaît et c’est une autre main qui s’approche. Celle-ci a une énergie différente. Je sens qu’elle ne s’approche plus pour toucher l’animal, mais pour donner de l’amour à l’animal. Le geste est exactement le même, mais l’attention est extrêmement différente. Je vois la lionne s’apaiser et commencer doucement à se déplacer en direction de la main. Elle se place en dessous de la main et se laisser caresser. Elle en vient même à ronronner, comme un petit chat. Ils me disent : ‘tout ce que tu touches peut se transformer en cadeau, cela dépend toujours de l’intention déployée’. Les cadeaux viennent à nous quand le plaisir n’est pas de ‘pendre pour soi’, mais ‘de s’offrir’. Ici, la deuxième main veut donner de l’amour pour s’offrir un moment de tendresse, quand la première veut toucher pour expérimenter, sans prendre en considération l’envie de l’animal. Comme s’il n’y avait que son propre point de vue. Ton équipe te demande d’apprécier ce qui est placé à ta disposition. Je vois aussi qu’il t’est suggéré d’écrire, de libérer des injustices ressenties à l’intérieur. Tu n’en as pas besoin. Ce sont des liens que tu nourris et dont l’énergie pourrait servir pour ton propre service à toi-m’aime.

Portándose “bien” es lo que oigo. Veo un animal, una leona. Es una joven leona y está un poco a la defensiva. Veo una mano que se acerca despacio para intentar acariciarla. Despacio, lentamente… veo que la leona lo toma como una intrusión. La mano desaparece y es otra mano la que se acerca. Esta tiene una energía diferente. Siento que no se acerca para tocar al animal sino para dar amor al animal. El gesto es exactamente el mismo pero la atención es extremadamente diferente. Veo a la leona calmarse y comenzar a desplazarse lentamente en dirección a la mano. Se coloca debajo de la mano y se deja acariciar. Incluso se pone a ronronear, como un gatito. Me dicen: “Todo lo que tocas se puede transformar en regalo. Depende siempre de la intención desplegada”. Los regalos vienen cuando el placer no es de “tomar para sí” sino “de darse”. Aquí, la segunda mano viene a dar amor para darse un momento de ternura, mientras que la primera quiere tocar para experimentar, sin tener en consideración lo que quiere el animal. Como si no hubiera nada más que su punto de vista. Tu equipo te pide que aprecies lo que ha sido puesto a tu disposición. Veo también que te sugiere escribir, liberar las injusticias sentidas en el interior. No las necesitas. Son relaciones que alimentas y cuya energía podría servir para tu propio servicio à toi-m’aime (juego de palabras mezclando “yo me amo”, je m’aime y “ti mismo”, toi-même).

Esto ha sido sacado del blog lulumineuse.com que está en francés, claro.

 

San Valentín, consumismo y amor.

“… es una celebración del consumismo que no tiene nada de original y además me jode tener que hacerlo solo porque todo el mundo lo hace, cuando no significa nada especial para mi. Siento como que es una imposición de la sociedad en mi. Como un peso. Así que me niego a celebrarlo”.

Tras vomitar esto a modo de defensa, respiró. Respiró de nuevo. Otra vez. Una especie de paz. Inspiró. Espiró. Una vocecilla apareció. Otra nueva comprensión. Ya había expresado su desazón, sus traumas, su miedo… y ahora ya tenía cabida otra cosa. ¿Sería amor esa voz? ¿Sería la de su corazón? Porque de eso hablaba: de amar. Y empezó a hablar otra vez, intentando expresar lo que parecía sentir esa voz en su cabeza. Espera, ¿en su cabeza?

Parece que te cuesta mucho aceptar esa imposición exterior. Así que no lo vas a hacer, porque así eres tú. Sin embargo, cuando te defiendes no te sientes feliz y animado. En esos casos (f y a) te sientes con ganas de compartir. Miras afuera en vez de adentro y compartes la alegría de los demás. Y esta persona… parece que para ella significa mucho ese día. Significas mucho ese día. No, espera. No mires dentro… mira en ella. No empieces a darle a la máquina de argumentar. A ella le importa y eso es absolutamente irrazonable, incuestionable. Es y ya. Como a ti te gustan las lentejas y no tienes que dar explicaciones.

Es como si “ser tú mismo” tenga más que ver con quererte tú. Y escucharla y apoyarla sin preguntar, sin cuestionar, sin pensar… suena más a quererla a ella. Quiero decir… ¿que es más guay que te quieran a su manera, cómo hacen en incontables pequeñas ocasiones en las que a menudo es desatinado o incluso te pasa desapercibido; o que te quieran a la tuya, esa que te llega porque da en el clavo? Quizás lo segundo sea más amor que lo primero. En realidad, amor a los demás, a la otra persona. Y lo primero amor a ti mismo. ¿Y si pruebas a quererla a su manera? ¿Que pasará?

PD: Claro que primero tienes que sentirte querido, es decir que tiene que haber alguien, tú mismo servirías, que te quiera a tu manera. Y desde ahí puedes salir hacia fuera. Creo que lo llaman relacionarse desde la grandeza. Es decir, con el corazón lleno y alegre. O sea que no te fustigues si a veces te quedas encasquillado en tus formas. Cuando no sentimos amor, nos hacemos pequeñitos, nos vamos hacia dentro y nos protegemos en nuestro capullo. Es normal, está bien, es bueno 🙂 ¡Ánimo!

Filotropía

Me he levantado con una sensación de desencanto. La excusa es un curso gratuito al que me he apuntado. Lo he visto claro: lo que parecía un curso muy interesante y generoso está vistiéndose totalmente de “operación anzuelo”. La secuencia de mails, los contenidos, la forma de expresarse… y resulta que al final del cuarto y último vídeo ofrece la posibilidad de apuntarse al cursillo avanzado… aún no he visto los dos últimos vídeos así que para este caso concreto me estoy anticipando, pero no importa para la reflexión un poco pesimista que traigo aquí. Para concluir con el cursillo diré, y espero sinceramente equivocarme, que me huele a que lo que voy a encontrar es un aperitivo, es decir conocimiento básico que es útil como para engancharte pero que no es lo más central de lo que esa persona enseña y que te deja con las ganas (y la necesidad) de más (al menos si quieres llegar a algo más que un mero curiosear).

Un poco más en detalle

Mail uno: bienvenido al nuevo cursillo gratuito con el que mejorarás tu vista. En el vídeo una buena parte al principio tiene música de teletienda y es bastante publicitaria vendiéndote lo guay que es su método y su curso. Que yo me decía, pero tronca, si ya estoy aquí, ¿por qué sigues vendiéndomelo? La web ya tiene pinta del típico remedio milagroso del Dr.X en el que te hacen la boca agua y luego te venden un libro bien caro, con los cuatro vídeos preparados pero sólo accesible el primero. Me dije, bueno, vamos a darle una oportunidad porque quizás no haya muchas otras formas de presentar un producto, o quizás se quede solo en las formas.

Mail dos: ya tienes disponible el segundo vídeo del curso, no te lo pierdas. Vale, correcto.

Mail tres, muy seguido del dos: Titulo: “¿Sólo faltas tú por mejorar tu vista con las sencillas técnicas que te estoy enseñando?” Vaya, muchas gracias a todos por vuestras reacciones, de verdad que me llegan. Mira en los comentarios como hay gente a la que mi método ya está ayudando. Date prisa y mira como a ti también te va a servir. “Quiero mejorar mi vista ya mismo” (<- hiperlink a los vídeos). Y el segundo vídeo, que tenía toda la pinta de estar preparado de antemano, incluye al principio un “Gracias por vuestros comentarios” y más teletienda al principio y al final.

Mail cuatro: el video tres está disponible. No es el momento de detenerse porque los problemas de vista pueden volver. Hiperlink: “Quiero conocer el secreto para que mi mejora en la vista sea duradera”. Aquí viene el argumento por el miedo. Atención a “duradero” que no es “permanente”, sino sólo “se mantiene mientras hagas lo que yo te digo” -> ¿genera dependencia?

Mail cinco (al día siguiente del cuarto): Titulo: tú eliges, puedes mejor unos meses o para siempre. Ayer compartí el vídeo tres, que contiene información importantísima para el siguiente y último vídeo. Sólo estará disponible por un tiempo limitado, no dejes que se te pase. Este ya es la crème de la crème. Mi favorito (con mazo sarcasmos y tristeza): la urgencia con incertidumbre. Es una de las técnicas más gancho. Una mezcla de esperanza y miedo que culmina con una sensación de triunfo si lo ves (anclaje emocional brutal) o de desencanto si no, y el culpable eres tú, puesto que “todo estaba en tu mano” para ello. O sea remordimiento y culpa, para que si surge una nueva oportunidad, no falles. -> Es una técnica de una manipulación acojonante 😦

Mail 6: oh vaya, que pena, ya hemos llegado al final. Pero como te comento en el último vídeo, con este curso sólo has tocado la punta del iceberg. En mi curso avanzado podrás aprender más. Tachán!! (Conpra, compra, compra).

Mail 7: Wow, ¿has sido tú? He tenido tantas solicitudes para mi curso avanzado de [nombre completo, por supuesto], que los servidores se me han venido abajo. Pero no te preocupes que los que saben de ordenadores me han dicho que ya está arreglado y no va a volver a pasar. (Ya, claro, de un momento a otro aumentas tu capacidad de gestión del servidor como por arte de magia.) Ya puedes inscribirte a mi nuevo curso, pero sólo durante unos días. Creo que este ha sido la gota que colma el vaso y por eso tras recibirlo anoche me he despertado escribiendo este post en mi cabeza. Volvéis a ver la urgencia, ¿verdad? Y el “todo el mundo se está apuntando, ¿tú no?”

A lo largo de toda la campaña, porque al final es lo que resulta ser, una campaña publicitaria, ofrece un tono desenfadado y cercano, muy amable que genera confianza; comentarios y comportamientos que dan sensación a la vez de exclusividad y de que somos muchos los que hacemos esto (o sea que no eres un tipo raro, sino que es normal que hagas esto. Genera sensación de compañía, de pertenencia). Usa muy bien la sugestión positiva con “ya te ha servido, vamos un poco más lejos”, lo cual refuerza que te sirva pero también, si no has notado mejoría, te hace sentir el raro al que todavía no le ha funcionado y te… coño (con perdón) esto es un neg !! (Referencia al libro The Game), es decir te echo para abajo para que inconscientemente busques mi aprobación, mi validación. Es como “no quiero que me dejes atrás” + “no voy a ser yo el único melón que no lo consigue”. O sea que tú mismo decides que quieres “gustarme”. Una motivación que sale de ti, es decir de la mejor calidad.

En la primera fase del vídeo todo es amabilidad y pertenencia, con un toque de exclusividad, para agraciarse con tu ego también. Luego empieza a usar el miedo a que te pueda faltar y la dependencia (sigue haciéndolo porque si no vas a perder eso que ya has conseguido). No hay que olvidar que el miedo es una fuerza motriz MUY potente. Y por último la urgencia, de la que ya he hablado. La urgencia te pone en modo huir o luchar, es decir de alguna forma te bloquea las funciones cognitivas superiores como son el razonar lógicamente y con frialdad y reaccionas emocionalmente, ES DECIR, reaccionas a las emociones que el resto del curso ha estado construyendo en ti: me apunto al curso porque no quiero volver a ver mal (pero si no he notado mejora! Ya, pero mucha gente sí, seguro que a mi sólo me falta un día mas de práctica, no querré perderme ese contenido tan valioso), ni quiero dejar de pertenecer a este exclusivo y muy amable grupo de personas, además, que ya llevo tres o cuatro semanas con estos “nuevos amigos” y los voy a echar de menos si no me apunto, además de que debo resarcirme porque al final la culpa es mía porque no he sido muy constante con los ejercicios… -> digamos que algo parecido ha eso sucede en tu cerebro de mamífero, que ha sido debidamente condicionado durante dos o tres semanas (21 días? 🤔), sin que pase por la parte del cerebro que debería encargarse de gestionar tu tiempo y tu dinero. Eso hace la urgencia.

Nuance

Como ya he dicho, aún no he visto los dos últimos vídeos y sería soberbio afirmar todo anterior al 100% sin hacerlo. Sin embargo, este post no nace de un cursillo sino de años expuesto a este tipo de técnicas de publicidad que me parecen aberrantes y quería aprovechar la oportunidad para desgranarlas y que más gente sea consciente de ellas y con suerte se dejen de usar.

Filotro…qué?

La parte de introducción ha sido un poco larga, pero el verdadero motor de este post es el deseo de que exista una filantropía sincera y extendida en la humanidad. Pensé en la filosofía, en los grandes hombres (y mujeres) de la humanidad (los que yo considero así). Personas que tenían en mente siempre a la gran familia humana, más allá de nacionalismos, idiomas, etc. ALTRUISTAS de verdad. De los convencidos porque el altruismo tiene sentido. Es equivalente a bienestar para todos sin excepción, pero parece que todavía hay muchas ocasiones en las que no nos damos cuenta y barremos para casa (todo obra del miedo, no nos fustiguemos, que es contraproducente ☺️). Y pensé que filosofía no era la palabra puesto que el amor al final iba hacia el hombre, no hacia el saber (en realidad van de la mano, pero no es igual). Así que… philos… anthropos…filotropía! Y dándole vueltas caí que ya existía tal palabra: filantropía. Sin embargo, por algún motivo, en mi mente esa palabra no expresaba esa conciencia de globalizad, de familia humana y altruismo, de amor (es decir un deseo sano muy fuerte) porque los individuos humanos expresen lo mejor y más sano que llevan en sus corazones a partir de sentimientos de plenitud, de ilusión, de entusiasmo, de grandeza y empatía. Efectivamente, me fui a la wikipedia y rápidamente tenía una sección de “Escepticismo” en el cual se habla de las grandes donaciones que se usan para “lavar” la imagen de gente o empresas que tienen mala prensa porque se rumorea (o se sabe) que usa malas prácticas, se aprovecha del sistema o de otros, etc. Con razón no me servía esta palabra. Acabo de llegar a ella y ya está salpicada de connotaciones de más de lo mismo. De lo cintrario a lo que yo quiero expresar con ella.

Finalizo este post opinando que podemos guardar la palabra original, filantropía y no andarnos con quisquillosismos. Sin embargo quiero plantar una imagen en la mente lector: la filantropía no consiste en tener la cartera grande, sino el corazón. Grande y valiente.

Kaguya Hime

Esta es una total ida de pinza así que si no te consideras un lunático, no te tomes en serio este post 🤪

Hace unos meses en la feria del libro en madrid me llamó la atención un libro con colores pardos como de acuarela. Era la versión personal de una escritora española de la leyenda japonesa del cortador de bambú. En ella se cuenta… os lo cuento luego, ya que yo en ese momento ni peich del tema. Estuve hablando con la autora y me dijo que el libro incluía un disco con música de un grupo japonés de música tradicional que venían a veces a España. Habían hecho una triple colaboración con un pintor de acuarela tradicional japonesa para escribir el libro. Al comprarlo allí mismo me regalaron una firma y ver cómo el pintor me dibujaba unos bambúes en mi copia. Me fui tan contento. Al poco de eso me fui de viaje y el libro se quedó aparcado en una estantería en casa.

Hace menos meses estaba un día buscando una peli para ver y cayó ante mis ojos una película preciosa del Studio Ghibli que cuenta la historia de Kaguya Hime, la princesa de la luna. Os la recomiendo infinito. Me encantó. Era la historia de un cortador de bambú que vivía en el campo con su mujer y un día se encuentra dentro de un bambú un bebé diminuto. Sorprendido, lo recoge y se lo lleva a su esposa. Están encantados pues ellos no tenían hijos y lo vieron como un regalo del cielo. No os cuento más, si os interesa, la historia es fácil de encontrar.

Estas navidades vuelvo a casa y me doy cuenta, como habréis adivinado ya, que las dos veces es la misma leyenda japonesa acerca de una princesa que viene de la luna.

Y aquí empiezo las lunadas:

El próximo 31 de enero viene una luna azul. Pero también es una súper luna, aunque eso es un detalle. También habrá un eclipse, de manera que será una luna de sangre. Es decir, es una rara súper luna de sangre azul. ¡Una princesa lunar!

Con ganas de verla, me he informado y el fenómeno será visible desde America occidental hasta Asía oriental. ¡Desde Japón precisamente!

¿Por qué “me viene” esta historia dos veces, como para que me entere bien? ¿Tendrá algo que ver con la luna? ¿Tendrá la luna que ver algo conmigo, princesas o no princesas? ¿Seré una princesa lunar? 😂

Curiosamente hoy, en un buscador aleatorio de libros me ha llamado la atención The book of princes and princesses. Y ¿sabéis qué más? Que esta luna viene en enero, mi mes de nacimiento. Y 2018 es un año 11, exactamente mi número de nacimiento.

Bueno, jeje, esas han sido las lunadas de hoy. Ya os diré si el día 31 me transformó en princesa, en bambú o algo 😄

Ruido

Este verano me llegó un nuevo concepto: el del silencio interno. Es exactamente eso que piensas, o sea que no es que sea tan nuevo. Lo nuevo es prestarle atención.

6 meses más tarde y apenas ahora me caigo. Seguramente es la peli thailandesa tan rara que vi ayer, que va trabajando durante la noche. En ella un hombre sufre las torturas de un rey que le teme pues juró venganza por la muerte de su padre, a manos de este cruel rey. Justo cuando ya va a ser decapitado, algo sucede y el hombre salva la vida, aunque sus huesos están destrozados y queda deforme. Desesperado, se va a suicidar, cuando interviene un monje budista y le dice que su vida está marcada por una existencia anterior llena de odio y cosas malas por el estilo y que solo meditando encontrará paz. Así que se aísla en la jungla para meditar y eso le lleva a la serenidad, a recolocarse los huesos, a entrenarse y a encontrar el camino de la rectitud. Cuando se enfrenta al malo, no se deja dominar por la venganza y la furia sino que le derrota para librar al pueblo del tirano sin matarle. (El "malo"muere por accidente, claro indicador de que el destino/karma le ha pagado por sus atrocidades). Ha pasado la prueba, su silencio interior, su paz, es sólido y le ha hecho fuerte.

Creo que ya veis exactamente lo que significa silencio interno. Sin embargo… ¿cuántos de aquí lo hemos experimentado? Yo no, me temo. Ni siquiera este verano. Nos pidieron estar en silencio (externo) hasta nueva orden y aguantamos un día aproximadamente antes de volver a cotorrear. Y lo que es yo, por dentro no tuve ni un instante de callar la vocecita que está en mi cabeza. O sea que el silencio interior, que tanto bombo tiene en la tradición oriental, bien puede otorgar poder sobre la materia, precognicion, levitación… que yo no puedo desmentirlo.

Y lo que me acaba de poner a escribir, es el darme cuenta de hasta que punto nuestra sociedad está volcada en el ruido. Empezando por la publicidad, que ha llegado a un punto tétrico. ¡Hasta en la sopa! Sin ir más lejos, al final de este artículo, creo que WordPress te pondrá un anuncio. Por supuesto personalizado gracias a las maravillosas cookies :/

Este mismo post es ruido. Es otra persona más que habla, como si fuera posible que alguien la escuchara en semejante alboroto. Las redes sociales están pensadas para que podamos expresarnos, los blogs más de lo mismo… Vivimos en una cultura que promueve el ruido. Nos entrena diariamente en el ruido externo y nos invita a ignorar el silencio interno. Sin darnos cuenta lo desdeñamos y… 🤔 quizás sea la clave de mucho de lo que pasa en nuestras vidas.

El silencio interno está asociado (o eso dicen) con una sensación de calma interna, con la intuición (que sería mucho mejor guía en la vida que la mente lógico-racional), con nuestros potenciales ocultos y con un sentimiento de bienestar que podríamos extender a nuestro alrededor gracias a nuestros actos comedidos y amables que vendrían asociados.

Como es adentro es afuera. Puede que los sabios se refirieran a esto o puede que no, pero ya os digo que por fuera se ve lo que se lleva por dentro y si esta sociedad hace tanto ruido por fuera, es porque cada uno de nosotros llevamos el ruido por dentro. Yo soy un caso extremo de esto, pues hasta cuando estoy solo hablo (a veces incluso en voz alta). Y quién sabe, quizás nos estemos perdiendo lo que dicen los animales… dicen que San Francisco hablaba con ellos… o lo que dice el mar, el sol, el viento… cuentan que es posible oír lo que dicen y hasta ahora tenía entendido que eran cuentos… pero que una sociedad sin oídos niegue el sonido no me parece demasiado convincente 😅

Así que si quiero ser coherente, si de verdad he entendido, con un entender profundo, lo que quiero expresar en este post, este debería ser el último post de este blog.

Quizás lo sea.